En la lucha por el poder, no por el bien común, no por los principios y valores de los fundadores del PAN, no por la dignidad de las personas, no por la solidaridad y subsidiaridad, sino el poder por el poder… y el dinero, Miguel Márquez Márquez se sobreponer y baja a sus antiguos aliados que integran la “Cofradía Arcoíris” o, al menos, se pone al parejero.

 

Tomando en cuenta que “los enemigos de tus enemigos son tus amigos”, Miguel Márquez Márquez hace alianzas con “los desechables albiazules” de la “hermandad arcoíris”; con el grupo zapatero que encabeza Luis Ernesto Ayala y quien apoyaba a Alejandra Gutiérrez Campos como candidata al gobierno del estado, al igual que el reducido grupo de Fernando Torres Graciano y el diputado federal plurinominal Román Cifuentes Negrete, quien únicamente “calentó la curul” durante estos años y hoy “calentará” la silla de la sindicatura si logra repetir Ale Gutiérrez.

 

En las luchas por el poder, ni todo se pierde, pero tampoco se gana todo. Libia Dennise García Muñoz Ledo tuvo que ceder posiciones a los “desechables” -Luis Ernesto Ayala Torres, Fernando Torres Graciano, Román Cifuentes Negrete y Rolando Alcantar Rojas- de la “hermandad” y a los seguidores de Alejandra Gutiérrez Campos -Dany Campos y su esposa Karol Jared González Márquez-, quienes fortalecieron y mantuvieron vivo al 3M, luego de su ruptura con la “cofradía arcoíris”.

 

En la historia de PAN de Guanajuato el poder ha sido arrebatado de uno a otro grupo: los barbaros del norte – Alfredo Ling Altamirano, Jorge Dávila Juárez (q.e.p.d.)-, se sacudieron a “la familia custodia” -Pablo Álvarez Padilla, Franz Ignacio Espejel, Antonio Obregón Padilla, Luis Aranda Torres, Juan Manuel López Padilla-.

 

Ricardo Torres Origel (q.e.p.d.) funda la “Cofradía Arcoíris” como contrapeso al gobernador estatal, Juan Manuel Oliva Ramírez; a la muerte de Torres Origel, los miembros de la “hermandad” no quedan huérfanos al ser “adoptados” por Miguel Márquez Márquez en la primera etapa de su sexenio, pero después trata de sacudirse a “la fraternidad”; pero estos se fortalecen al tomar posesión Juan Carlos Alcántara Montoya como diputado suplente de su finado “pastor”.

 

A Miguel Márquez Márquez le sirvió la “Cofradía Arcoíris” para consolidar su poder sobre su antecesor Juan Manuel Oliva Ramírez; pero después se convirtieron en un poder incómodo para el 3M, al grado de que se consideraba imposible su regreso a la política; sin embargo, los “desechables” de “la hermandad” buscaron el cobijo del 3M, lo que les permitió recuperar espacios políticos que se consideraban perdidos y, por supuesto, el regreso a la política del exgobernador Márquez a través de la candidatura de un escaño senatorial.

 

Pero no solo eso, lograron que Fernando Torres Graciano, quien no se ha destacado como legislador, sea reelecto a la candidatura a la diputación federal por el III Distrito; que Román Cifuentes Negrete sea parte de la planilla de la reelección de Alejandra Gutiérrez Campos por la alcaldía leonesa; que la esposa de Daniel Campos Lango -Dany Campos-, Karol Jared González Márquez, sea candidata a la diputación estatal por el III Distrito.

 

Este escenario muestra el debilitamiento de “la Cofradía Arcoíris” que actualmente ha perdido el control de algunas dependencias estatales, sobre todo la Secretaría de Desarrollo Social y Humano con el nombramiento de Gerardo Trujillo Flores. En las alcantarillas de Paseo de la Presa se afirma que ya no tienen tanto poder “el Charly” y únicamente cuenta con la reelección de Aldo Iván Márquez Becerra en el V Distrito local.

 

El poder genera soberbia y, en el 3M, se manifiesta en la curul senatorial, pero va más allá, pues se habla de que buscará la dirigencia nacional del PAN y, por supuesto, espera estar en la boleta electoral en 2030 a la presidencia de la República. El poder es tal que en el cierre de campaña de Xóchitl en Acámbaro fue quien arengó el cierre de campaña de la candidata a la coalición PAN-PRI-PRD a la presidencia de la república.

 

Pero no siempre el poder es total, hay veces que tienen que convivir juntas las fuerzas políticas, de ahí que en el registro de la candidatura plurinominal de Alan Márquez Becerra estuviera presente el 3M, “Charly”, Aldo Márquez Becerra -rumbo a la reelección a diputado local-. O será que la “hermandad” se reagrupa en busca de la manta protectora del “fuero”. Cómo sea, vienen tiempos difíciles para los ciudadanos “conservadores, aspiracionistas” y la “fraternidad” tiembla frente al poder central de la 4T.

Widget is loading comments...
No 493 No. 493
SIRVIENDO A LA SOCIEDAD

© 2023 Design by Inmersion Creativa

  •  

SIRVIENDO A LA SOCIEDAD